Jon Rahm gana el Open de España 2018 aclamado por el multitudinario público en el Centro Nacional de Golf

Jon Rahm gana el Open de España 2018 aclamado por el multitudinario público en el Centro Nacional de Golf

Jon Rahm y el gran público asistente han sido los grandes ganadores del Open de España 2018, celebrado en el Centro Nacional de Golf de Madrid hasta hoy domingo 15 de abril, que unidos a través de una conexión eléctrica han convertido al golf, durante cuatro mágicas jornadas, en un auténtico espectáculo de masas.

El golfista vasco ha cerrado, en su debut en el Open de España del Tour Europeo, uno de los círculos victoriosos que ansiaba completar a lo largo de su exitosa trayectoria deportiva. Un objetivo cumplido de forma inmediata, como todo lo relacionado con su historial desarrollado a una velocidad de vértigo, con el que suma su tercera victoria europea en tan sólo dos años.

“Vengo a ganar”, decía Jon Rahm con la convicción que le caracteriza, en la jornada previa. Ha sido un torneo que se recordará como uno de los más emotivos y emocionantes de la historia del golf español, adornado por un público enfervorecido y multitudinario que ha aclamado a un jugador fantástico y muy cercano.

Curiosidades de la vida y de los anales de este deporte, la victoria de Jon Rahm coincide en fecha con la conseguida un 15 de abril, pero de 1972, por Antonio Garrido, cuando el ilustre madrileño se convirtió en el primer español que ganaba en el Tour Europeo al imponerse en el Open de España de aquel año en el Club de Golf Pals (Girona), el primer torneo que se celebraba en nuestro país dentro de la estructura del circuito europeo y que también fue la primera prueba regular de este Tour.  

La jornada final, simplemente apasionante, se planteaba como un caza y captura de los españoles Nacho Elvira y Jon Rahm sobre el irlandés Paul Dunne, un golfista de indudable clase pero que durante los 54 hoyos previos se había mostrado sencillamente implacable.

A uno y dos golpes del líder antes de salir, con 18 hoyos para darle la vuelta a esa situación, Nacho Elvira y Jon Rahm se enfrascaron en un duelo épico del que Paul Dunne no encontró la fórmula para participar, lastrado por dos bogeys en el 11 y el 14 que constituyeron el punto y final a unas opciones de victoria ya puestas en duda durante los primeros 9 hoyos.

Ajenos a ello, Jon Rahm y Nacho Elvira, en los partidos penúltimo y último respectivamente, luchaban a distancia por el codiciado título. Un mano a mano exclusivo repleto de réplicas y contrarréplicas, donde oportunos birdies -los dos primeros hoyos de Jon Rahm- e incluso eagles -el logrado por Nacho Elvira en el 5, para seguir el ritmo del vasco- no hacían sino incrementar la tensión, destronando de su liderato al irlandés.​ ​

Jon Rahm, reiterativo en sus aciertos, tomó la iniciativa a mitad de recorrido en un fase del mismo donde el vasco arañaba los golpes al campo que el cántabro ansiaba, un deseo culminado de bruces por Nacho Elvira cuando dos birdies consecutivos, en los hoyos 13 y 14, devolvieron una igualdad al marcador rota de forma irreversible en el momento en el que Nacho envió la bola al agua en el hoyo 17, y fallar posteriormente un putt de escasos centímetros, minó todas sus opciones de triunfo en el marco de una actuación, en cualquier caso, sobresaliente, en 3ª posición.

Jon Rahm llegaba a un hoyo 18 abarrotado de público, donde rubricó el birdie de la victoria. Y con ello llegó también la locura colectiva, el cerrado aplauso de agradecimiento, la encendida ovación de reconocimiento, el punto y final a un Open de España 2018 absolutamente mágico.

Del resto de españoles recordar el 5º puesto de Jorge Campillo; el 12º de Adrián Otaegui, Alejandro Cañizares y el amateur Víctor Pastor; el 21º de Pablo Larrazábal; el 39º de Samuel del Val y Pedro Oriol; el 46º de Pep Anglés; y el 52º de Sebastián García Rodríguez.

Fotos: José Salto

Comparte esta noticia: